CASO ZONA MILITAR #21 – CREOMPAZ

abril 26, 2018 Escrito Por: caldh

La instalación de la zona militar No.21, ahora Comando Regional de Entrenamiento de Operaciones de Mantenimiento de Paz (CREOMPAZ) tiene su origen en una historia de terror y graves violaciones a los derechos humanos, que inicia con el despojo abusivo y violento que el ejército cometió en ese lugar el 28 de julio de 1968, cuando reprimió y desalojó a 200 personas del pueblo Q’eqchi’ descendientes de los pobladores originales que se asentaron y fundaron la comunidad de Chicoyogüito en Cobán, Alta Verapaz.

El desalojo forzado en Chicoyogüito fue ordenado por el Ministerio de la Defensa Nacional para instalar la zona militar No. 21 “Coronel Antonio José De Irrisari” en ese sitio en 1971. Los pobladores perdieron viviendas y el acceso a la tierra para cultivar alimentos, lo cual aumentó la situación de pobreza en las familias. Los militares continúan usurpando la tierra arrebatada, mientras campesinas y campesinos sobreviven en condiciones de pobreza y pobreza extrema, pese a sus innumerables gestiones y peticiones para obtener resarcimiento por los abusos soportados y que les sea devuelta la tierra que el ejército les despojó.

Posterior al desalojo, la zona militar No.21 se convirtió durante el conflicto armado interno en el centro de la coordinación e inteligencia militar, además de ser un centro clandestino de detenciones ilegales, tortura, ejecuciones extrajudiciales, desaparición forzada y violaciones sexuales cometidas entre 1978 y 1990.

En el 2012, durante el proceso penal por la masacre de Plan de Sánchez, testigas y testigos declararon acerca de la existencia de fosas en la antigua zona militar No. 21. La Sentencia en el caso Plan de Sánchez ordenó la investigación de esas fosas clandestinas.

Entre 2012 y 2015, la Fundación de Antropología Forense de Guatemala (FAFG) llevó a cabo 14 exhumaciones en Creompaz. La mayoría de osamentas presentaban señales de tortura, con contusiones en la cabeza y la garganta; muchas presentan señales de tiro de gracia y fueron encontradas con vendas en los ojos y lazos o cadenas alrededor de tobillos y cuello. Fueron encontradas 565 osamentas, pero las víctimas son muchas más porque estos crímenes afectan a sus familias y sus comunidades.

El 6 de enero del 2016 se ejecutaron 18 órdenes de captura contra militares retirados vinculados con graves violaciones de derechos humanos. Por el caso de la zona militar No.21 (Creompaz) fueron capturados el general Manuel Benedicto Lucas García y los oficiales Edgar Rolando Hernández Méndez, Raúl Dehesa Oliva, Luis Alberto Paredes Nájera, Carlos Augusto Garavito Morán, Gustavo Alonzo Rosales García, César Augusto Cabrera Mejía, José Antonio Vásquez García, Byron Humberto Barrientos Díaz, Ismael Segura Abularach, Pablo Roberto Saucedo Mérida, Carlos Humberto Rodríguez López, César Augusto Ruiz Morales y Juan Ovalle Salazar.

Otros 9 militares retirados están prófugos por este caso: Ángel Aníbal Guevara Rodríguez, Luis René Mendoza Palomo, Otto Erick Ponce Morales, José Isauro Oliva Vásquez, Luis Felipe Miranda Trejo, Erick Rolando Guzmán Anleu, Mario Roberto García Catalán, Edgar Otoniel Peláez Morales y Edgar Justino Ovalle Maldonado.

El caso Creompaz continúa estancado por apelaciones y recursos procesales no resueltos. La jueza Claudette Domínguez excluyó a casi el 80% de las víctimas identificadas de la acusación sin justificación y sin pronunciarse. Los abogados de las víctimas objetaron, además, la decisión de haber desestimado los cargos contra dos de los acusados. Representantes de las organizaciones de víctimas manifestaron su preocupación por que el retraso en resolver tales apelaciones pueda ser intencional.

CASO ZONA MILITAR #21 – CREOMPAZ0

CASO ZONA MILITAR #21 – CREOMPAZ: